Clima en Bogotá

Las enfermedades que se generan por el cambio climático en Bogotá

canalcapital
top10
Vie, 17/02/2017 - 13:37
Bogotá registró por primera vez en su historia la temperatura más alta que se recuerde alguna vez, 26 grados centígrados, una cifra muy preocupante para una ciudad que no pasa de los 23 grados centígrados en días soleados, según informó el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales de Colombia (Ideam). Por el intenso calor del mediodía y por el frío que se registra en las madrugadas es muy común que se presenten diversas enfermedades como, ganas de vomitar, dolor de cabeza, mareo, confusión y desmayos, además de síntomas de enfermedades respiratorias agudas. Por el brusco cambio de temperaturas en la ciudad, en los hospitales se ha incrementado los casos de pacientes con este tipo de síntomas. Lea también: Salud en Colombia ¿De las mejores del mundo? Según un informe publicado por la Clínica de la Universidad de La Sabana,  las consultas a urgencias de adultos mayores y niños menores de cinco años por enfermedades respiratorias agudas podrían incrementarse hasta un 30% y que los casos deshidratación crónica aumentarían en un 25% como consecuencia de los cambios bruscos cambios de temperatura en la ciudad. Para la Jefe la Unidad Estratégica de Hospitalización de la Clínica Universidad de La Sabana, Nadia Marcela Garzón, la clave para sobrevivir a las intensas olas de calor de la ciudad es mantener el cuerpo siempre hidratado, tomar mínimo ocho vasos de agua al día, comer frutas cítricas y aplicarse constantemente protector solar. Según Garzón, esa sensación de ‘sofoco’ a mediodía es porque nuestro cuerpo que por lo general tiene una temperatura de 36.5 grados, sube a 38 0 39 grados respectivamente .“Es muy común que la gente durante el mediodía o iniciando la tarde pueda sentir taquicardia, ganas de vomitar, dolor de cabeza, mareo, confusión e incluso llegar a desmayarse. Estos síntomas se asocian a la pérdida de agua del cuerpo, producto de una elevada deshidratación”, comentó la especialista. Otra de las recomendaciones propicias para que el calor no le juegue una mala pasada es aplicar por lo menos tres veces al día protector solar y lentes de sol con filtro, entre mañana, tarde y noche, ese filtro solar no debe ser inferior al número 15. Comer piña y mandarina porque son frutas cítricas que aportan gran cantidad de agua al cuerpo. Para los menores de seis meses es recomendable que los padres mantengan la lactancia materna para asegurar la hidratación del niño, y ante cualquier indicio de deshidratación acuda al servicio de urgencias más cercano, especialmente si la temperatura supera los 38 grados centígrados. ¿Qué se debe recomendar para combatir las heladas y fríos en las madrugadas? El IDEAM ha confirmado que los municipios de Cota, Chía, Sopó, Cajicá y Zipaquirá en las madrugadas han presentado temperaturas de cero hasta tres grados centígrados. Por esta razón los hospitales más cercanos a estos municipios consideran que los menores de edad y adultos mayores deben tener precaución a la hora de salir fuera de sus casas, es probable que los casos de consulta por Enfermedades Respiratorias Agudas (ERA) en esta población se pueden incrementar hasta 30%. Lea también: Los abejorros, en peligro de extinción por el cambio climático La Clínica Universidad de La Sabana indicó en su último informe que los habitantes de esa zona deben cubrir la piel, particularmente las orejas, el cuello, las manos y demás partes del cuerpo que permanecen descubiertas cuando hace frío.”Aún estamos a tiempo de tomar medidas de prevención teniendo en cuenta que las lluvias intensas no han llegado”, comentó Garzón. La parálisis facial es otra de las enfermedades que se pueden presentar cuando hay una temperatura muy baja, “el exceso de frío causa que los vasos sanguíneos se cierren rápidamente y que la sangre no llegue de manera adecuada a los músculos y nervios de la cara, generando parálisis en el músculo”, dijo la médico familiar Nadia Marcela Garzón. Es aconsejable que antes de salir de la casa las personas  ya estén lo suficientemente abrigadas para resistir el golpe de viento frió que les pueda generar en el rostro. “Incluso cuando hace frío estamos expuestos a los rayos ultravioleta, ya que estos también se pueden pasan a través de las nubes en un día oscuro”, comentó la experta.
Banner Encuentros Capital