Conductores de Soacha, en paro por amenazas extorsivas

Vía congestionada de Soacha
Capital
Seguridad
Lun, 04/03/2024 - 14:11

El asesinato del trabajador de un bus en el barrio Rincón de Santa Fe, en Soacha, puso en alerta a varios conductores que decidieron hacer un cese de actividades con el fin de pedir protección en su oficio: al parecer, aumentaron las extorsiones contra choferes y trabajadores del transporte público.


La muerte de este hombre, quien bajaba de un bus cuando pasó la motocicleta desde la cual le dispararon —no se precisó si se trataba del chofer o de su ayudante—, se relacionó directamente con las extorsiones dado que en cercanías del hecho apareció un panfleto en el cual se amenazaba con el asesinato de más conductores si no se pagan las sumas exigidas por los delincuentes.

 

Sobre este tema: Capturan a cinco extorsionistas que operaban en la localidad de Kennedy



‘‘Pedimos de rodillas que nos ayuden a salvaguardar nuestras vidas’’



La mañana de este lunes comenzó con varios buses de transporte público estacionados en diversos patios de Soacha. Algunos choferes y personal del transporte público del vecino municipio decidieron hacer un paro con el fin de pedir garantías en sus jornadas laborales.


Las empresas dueñas de las flotas indicaron que el cese de actividades no es una directriz y fue decisión de los conductores. En AHORA conocimos el testimonio de dos choferes en paro y la conclusión es que temen luego de lo ocurrido en Rincón de Santa Fe.


“Las actividades se cesaron porque tememos por la vida. Pedimos respeto por la vida de los conductores. Todos tenemos familia, todos tenemos necesidad de trabajar”, afirmó uno de los conductores, quien, por motivos de seguridad, permanece en el anonimato.


Según indicó otro de los choferes en paro, la organización criminal detrás de las extorsiones indicó que, en tanto no se les pague una gran suma de dinero, asesinarán un conductor por semana. Esto también se evidencia en un audio difundido por redes sociales en el cual uno de los delincuentes asegura que matará conductores dado que nadie quiere darle la presunta cuota que les ha planteado.


“Eso es lo que ellos (los delincuentes dicen). Exigimos…, no, exigimos no: queremos pedir, incluso de rodillas, que nos ayuden a salvaguardar nuestras vidas”, aseguró otro chofer en paro.

 

En otras noticias: Homicidios, extorsiones y narcotráfico: el panorama de la UPZ Corabastos



¿Qué hacen las autoridades para que los choferes no corran peligro?



Los conductores sugirieron el aumento de medidas de seguridad en las vías públicas de Soacha. En principio, se planteó una restricción contra los parrilleros de las motos —recordando que el caso de sicariato del Rincón de Santa Fe se presentó de ese modo— y también el aumento de retenes y requisas a los vehículos particulares.


También se espera la creación de una mesa de diálogo que involucre a los miembros del gremio de conductores y a las autoridades municipales. Eso sí: los choferes desean participar de manera activa y no que sea la reunión exclusiva con los empresarios dueños de las empresas vehiculares.


Más allá de las peticiones, Julián Sánchez, alcalde del vecino municipio, enumeró los diferentes recursos y mecanismos con los cuales se combate la extorsión y otros delitos relacionados.


“Tenemos las Caravanas de la Vida, el Plan Guitarra, la Capacitación Antiextorsión y toda nuestra fuerza pública dispuesta para garantizar que en Soacha no sea la intimidación, no sea el miedo lo que aborde a nuestros ciudadanos (…) Se da la garantía del trabajo por la seguridad”, afirmó el alcalde.

Banner Encuentros Capital

Otras noticias

  • La ONG Temblores publicó en la plataforma ‘Grita’ el resultado de un informe con cifras que llamaron la atención de expertas, expertos y la ciudadanía: en 2023 se presentaron 187 denuncias de casos de abuso policial contra 268 víctimas.


    El año pasado hubo por lo menos tres variantes recurrentes del delito: discriminación (31 casos), administrativa y judicial (52 casos) y detención arbitraria, una de las denunciadas con mayor frecuencia por la ciudadanía (48 casos).

     

  • Usme, la quinta localidad de Bogotá, permanece en el foco principal de las investigaciones judiciales por hechos recientes relacionados con la inseguridad.

  • La Semana Santa en Bogotá cerró con un lamentable suceso que mantiene en alerta tanto a las autoridades como a la ciudadanía: en el sector de San Isidro, en la localidad de Usme, fueron asesinadas tres mujeres (entre quienes se incluye una menor de edad) y un hombre.


    Los homicidios, perpetrados el Sábado Santo, tendrían relación con una banda de los denominados ‘tierreros’: estructuras delincuenciales dedicadas a la captación de lotes para venta ilegal.