Audiencias Capital: ¿la prostitución es un trabajo o una forma de vulnerar los derechos de las mujeres?

Mujeres en una marcha feminista
Capital
Noticias
Vie, 23/02/2024 - 16:10

Audiencias Capital es un espacio en el cual, por medio del diálogo y la búsqueda de puntos intermedios en los argumentos, se construye ciudadanía: nuestros contenidos, pensados por y para Bogotá, también son oportunidades para el debate social.


La semana anterior tuvimos una interesante charla sobre las infancias trans —el televidente no estaba de acuerdo con este concepto, utilizado en un capítulo de Sin Excepciones— y en esta ocasión Mesa Capital vuelve a darle la bienvenida a la televidente: Andrea Garzón se pronunció, por medio de un comentario en redes sociales, a propósito del trabajo sexual, tema de uno de los capítulos de La Pata Que Le Falta A La Mesa.


Para Garzón, la prostitución no es un trabajo ni puede considerarse de ese modo pese a que, según indicó, la sociedad actual se rige bajo una ‘agenda putera neoliberal’.



‘No existe el llamado trabajo sexual porque no hay condiciones para eso’


La televidente Andrea Garzón, quien se definió como feminista abolicionista, llegó hasta las cámaras de nuestra Defensoría de Audiencias luego de un comentario hecho en una publicación de Instagram: el video en cuestión era un fragmento de La Pata Que Le Falta A La Mesa sobre el trabajo sexual en el país.


El comentario de la televidente fue el punto inicial de la charla: ella dijo que no existía el trabajo sexual dado que la prostitución no podía considerarse parte del engranaje laboral actual. ¿Por qué?


“Ser prostituta es una condición marginal a la que se lleva a las mujeres para su supervivencia, pero no es una elección, un gusto ni mucho menos un trabajo porque precisamente no hay condiciones”, precisó Garzón.

 

Puedes leer: Audiencias Capital: género, sociedad del espectáculo y ¿amarillismo?


Cuestionada por el término ‘agenda putera neoliberal’ —fue una de las expresiones utilizadas en su comentario de Instagram—, la televidente indicó que la comercialización de la prostitución en sus diversas formas, más allá de la actividad sexual, responde a una dinámica de mercado que prioriza la obtención de ganancias sobre los derechos fundamentales, en este caso, de las mujeres.


“Hay mujeres que viven de esto porque llegaron a la prostitución, uno no escoge eso: la vida te lleva allá. Nosotras (las abolicionistas) la reconocemos como una condición y sabemos que hay gente que vive de esto, pero lo que buscamos es que haya un Estado que brinde garantías para que las personas puedan buscar otras condiciones de vida que no dependa del patriarcado, de generar deseo en los hombres”, aseguró.


En suma, la búsqueda de Garzón es evitar la legitimidad de la prostitución: ella misma indica que la izquierda progresista del Gobierno brinda un panorama relativamente desalentador en tanto, al no haber alternativas al trabajo sexual, la práctica se regulariza y se convierte en otro método de adquisición de estabilidad económica y bienestar monetario.

 

Te puede interesar: Audiencias Capital: Enfoque de género y acciones jurídicas en eventos


Lo que ella espera, como feminista abolicionista, es la dignificación de la mujer y la búsqueda de oportunidades que vayan más allá de lo que considera como una condición dada a partir de la marginalidad y la ausencia de otras opciones.


“Lo que yo apelo es que uno no está defendido a ‘la trabajadora’, sino que se está defendiendo todo un sector económico que se sirve de la voz de las mujeres marginalizadas que han caído en condición de prostitución para defender la agenda (…) Lo que estoy diciendo es ¿por qué para costearse una vida digna, para sobrevivir, una mujer tiene que vender el cuerpo?”, concluyó Garzón.


Aquí puedes ver el episodio completo de Audiencias Capital. Cuéntanos: ¿estás de acuerdo con la postura de la televidente?

 

 

En otras noticias: Audiencias Capital: ¿cómo impulsar la divulgación científica en nuestras pantallas?

Banner Encuentros Capital

Otras noticias